martes, 24 de febrero de 2009

LA APROPIACIÓN DE LA RENTA EXTRAORDINARIA

Con este argumento el estado argentino ataca a los trabajadores, a los inversores y a los consumidores para someterlos mediante impuestos, y apropiarse del fruto del trabajo de sus ciudadanos.

Este sistema jurídico argentino provoca un orden económico que logra una caída en la productividad y una degradación del espíritu humano que conlleva a un aumento de la corrupción y a la formación de una sociedad de “una manga de ladrones del primero al último” como claramente lo definiera el ex presidente uruguayo Battle, en 2002.

La presidenta Kirchner ha dicho reiteradamente en estos días: “quisiera decir a los argentinos que no paguen más impuestos, pero la economía es una ciencia social y esto es imposible”.

Si la presidenta conociese el pensamiento economico de Juan Manuel Belgrano comprendería que la revolución de mayo prohibía el cobro de impuestos y que financiaba al estado con las rentas fundirías libres de mejoras.

La renta fundiaria "SI" es una renta extraordinaria ya que la tierra sube de precio sin la intervención del trabajo de su dueño sino por la acción de toda la sociedad en su conjunto.

Cuando la presidenta dice en nombre de la justicia social que “beben pagar más los que más tienen” en realidad esta diciendo “deben pagar más los que más trabajan” -los noe-esclavos que produce el neoliberalismo- desalentando por esta via el trabajo. Los que mas tienen se benefician con la especulación sin mover un solo pelo ya que la renta fundiaria -que debia sostener al estado- ha sido transferida a ellos.

Al renunciar a los principios fundantes de nuestra republica se condeno al trabajo en beneficio de la especulación. Por esta razón Juan Bautista Alberdi decía: “sancionar este Código Civil y veréis degradar el trabajo hasta hacerlo digno del esclavo y se realzara el robo y el latrocinio político como fuente genuina de la propiedad” los políticos argentinos formados en el corrupto Derecho Romano conocen muy bien los mecanismos para la apropiación de la tierra y de la renta fundiaria.

Fueron ellos desde el Senado Nacional quienes gradualmente hicieron desaparecer la renta fundiaria en favor del sistema esclavista romano de cobro de impuestos al trabajo.

Fueron los Senadores argentinos que con este mecanismo entregaron el Federalismo en favor de un poder central omnipotente que en nombre del federalismo aumenta los impuestos a los trabajadores para aumentar la coparticipación “Federal”. Todo un despropósito y un contrasentido.

Saben los políticos argentinos –como lo sabían los senadores romanos- que con este sistema consiguen un perverso sistema de transferencia de riqueza desde quien trabaja hacia quien especula con tierras. Consiguieron con este mecanismo apropiarse de las tierras de los nativos.

El mismo mecanismo que destruyo a Roma, ha destruido a la Argentina, se esta devorando al mundo en estos momentos.

Sra. presidenta, en el bicentenario de la republica retome el rumbo de los hombres de mayo y pasara a la historia. Será recordada en la historia con más importancia que lo es Lincoln.

Abolir el perverso sistema jurídico que permite y fomenta el sistema de apropiación de la renta fundiaria es mas importante que la abolición de la esclavitud como hemos demostrado reiteradamente en este blog.